Conectar tu teléfono móvil o tu ordenador portátil a un cargador desconocido es un riesgo.

Sin embargo, son muchos los usuarios que ignoran que sus dispositivos pueden ser hackeados a través de un dispositivo manipulado. Hay que tener en cuenta que el cable que se utiliza para cargar el teléfono vía puerto USB también permite enviar datos desde tu teléfono a otras unidades. Si la seguridad de uno de los puertos está comprometida, un hacker puede recuperar cualquier información que tengas almacenada, lo que incluye correo electrónico, mensajes de texto, fotos y contactos.

¿Cuáles son las amenazas?

La amenaza tiene que ver con los cables USB, los adaptadores de alimentación USB y los puertos USB, no con el proceso de carga en sí mismo. En realidad este tipo de conectores son un conducto de energía y datos bidireccional, ya sea entre un cargador y un dispositivo o entre dos dispositivos diferentes, un proceso que se conoce como “handshaking“ (apretón de manos, en español). El problema es que estos cables o adaptadores manipulados pueden ser utilizados para asumir el control o robar datos de un dispositivo móvil, un ordenador portátil o cualquier dispositivo conectado.

Incluso cuando un dispositivo se encuentre exclusivamente en modo de carga (y bloqueado), puede transmitir el nombre del usuario, el del proveedor y el número de serie del sistema del puerto USB, a partir de la plataforma y el sistema operativo del teléfono.

¿Cómo proteger tu móvil?

Para una mejor protección, es recomendable utilizar siempre un cable USB y un adaptador propios y enchufarlos directamente a un enchufe de pared. Los especialistas recomiendan evitar cualquier cargador que no sea de confianza, lo que incluye, por ejemplo, cargadores proporcionados por hoteles o coches de alquiler. También se pueden adquirir cables USB exclusivamente de datos para mayor seguridad.

Si no es posible encontrar un enchufe o cargador de confianza, es recomendable disponer de una batería externa o un power bank en su lugar. Llegado el caso, es mejor cargar la batería externa en cualquier cargador disponible y luego conectarla al móvil, evitando el contacto entre el teléfono y el cargador ajeno.

Protección antivirus para móviles

Otra de las medidas recomendadas es contar con la protección constante de un buen antivirus para móviles . Panda Security, te permite proteger todos tus dispositivos con la mejor garantía de seguridad y la máxima protección contra los virus más recientes. Además, una precaución adicional es utilizar las funciones de cifrado y autentificación de tu móvil para proteger tus datos y archivos. Las encontrarás entre los ajustes de seguridad.

Los consejos de los expertos

En caso de necesidad, los expertos señalan otras medidas de prevención secundarias como por ejemplo, cargar el dispositivo apagado y no encenderlo ni desbloquearlo durante la carga. En esta misma línea, proteger el teléfono u ordenador con una buena contraseña también supone una medida de seguridad importante. Y por supuesto, ser cauteloso y no instalar aplicaciones desconocidas.

 

Fuente
http://www.pandasecurity.com
Panda en Argentina : http://pandaantivirus.com.ar